Ya sea desde un smartphone, una tableta o una computadora, un 45% de los niños entre 6 y 9 años en Iberoamérica prefiere navegar por Internet frente a la TV. Apps, juegos y plataformas de video online se han convertido también en una solución para los padres, y les ofrece un sinnúmero de opciones para satisfacer las demandas de una generación curiosa y exigente. En este marco nace YouTube Kids, una aplicación especialmente diseñada para la audiencia infantil. Conozca quiénes son estos nuevos nativos digitales y cómo las marcas pueden conectar con grandes y chicos desde el video online.

Publicación
mayo 2017
Temas

A Bernardita le encanta dibujar. Tiene 5 años y a menudo sorprende a su madre con las más curiosas demandas: “¿Mami, cómo se dibuja un ratón?”. Afortunadamente para ambas, existe YouTube. En pocos segundos, una simple búsqueda puede arrojar un sinfín de tutoriales entretenidos, y asegurar un momento de diversión educativa que dejará contentas a madre e hija.

El caso de Bernardita es apenas uno entre millones de integrantes de la llamada Generación Touch. Niños nacidos entre 2003 y 2010 que han llegado a un mundo interconectado y cuya relación con las nuevas tecnologías resulta casi instintiva. Más aún, cuando se trata de las pantallas táctiles; un espacio donde se desenvuelven naturalmente de forma asombrosa. Muchas veces, hasta mejor que un propio adulto.

Los niños y las tecnologías

En este contexto, no sorprende que un 50% de los niños argentinos1 y colombianos2 se conecten un promedio de 10 horas a la semana. Tampoco que un 36% se inicie como usuario de Internet entre los 3 y 6 años3.

De ahí que muchos niños hayan experimentado tempranamente con algún dispositivo móvil siendo aún bebés, incluso antes de aprender a caminar o hablar. De hecho, a la edad de 5 años, un 60% de los chilenos ya tuvo acceso a algún dispositivo con conexión a Internet4. Nuevos hábitos que la Sociedad Americana de Pediatría reflejara ya en su reporte del 2016. Para esa fecha, el 90% de los padres reconocía que sus hijos menores de 2 años consumían algún tipo de medio electrónico.

Y las motivaciones de los más pequeños para acceder a la red no distan demasiado de los adultos. En México, Argentina y Colombia, los más chicos destacan utilizar la web principalmente para fines de entretenimiento (54%), educativos o pedagógicos como hacer su tarea (41%) y, en general, para ver videos breves (39%)5.

Lo cierto es que los dispositivos touch se han convertido en el nuevo juguete favorito de los más pequeños. Una generación que reconoce el mundo con todos sus sentidos, donde el tacto y la visualidad resultan mecanismos ideales para la exploración y el aprendizaje. La magia de la interacción los cautiva y entretiene, al tiempo que favorece la experimentación y los insta a ir un paso más allá.

Esta realidad ha tenido también un impacto en los hábitos de consumo. De acuerdo con un estudio de Ibope realizado en Colombia, México y Argentina, los niños pasan cada vez menos tiempo viendo televisión abierta. De ahí que los ratings han llegado a caer alrededor de un 10% entre 2014 y 20156.

En el otro lado de la vereda, el uso de los aparatos móviles para el consumo de contenidos ha venido ganando popularidad entre los más pequeños de la casa. Tanto es así que, según la firma Influence Central7, la edad media a la que los niños obtienen su propio smartphone, bordea los 10 años. Según un estudio de Ofcom, los menores entre 5 y 15 años utilizarían con mayor frecuencia celulares y tabletas8, siendo éstas últimas el dispositivo preferido de los padres latinoamericanos a la hora de pensar en sus hijos9.

No hay duda que los hábitos de consumo de los más chicos están cambiando. Hoy en día, los pequeños, al igual que los adultos, demandan de las nuevas tecnologías respuestas a sus más diversas necesidades. Mientras los niños buscan explorar y conocer el mundo a través de todos los recursos a su alcance, los padres encuentran en los dispositivos móviles un verdadero aliado a la hora de entretener y educar a sus hijos. De ahí que cada vez sea más común encontrar en el celular de los adultos diversas apps infantiles para disfrutar en familia. Se estima que cada padre chileno instala un promedio de tres aplicaciones en sus dispositivos móviles pensando en sus hijos10.

Dada la especial afinidad de los niños con el video online, YouTube surge como uno de los recursos más apreciados por los padres a la hora de buscar contenido para su familia. Una pantalla siempre disponible y con contenido” a su medida”, que conecta naturalmente con ellos y donde tanto grandes como chicos encuentran el contenido que quieren ver y compartir. No es casualidad que 9 de cada 10 niños en México11 y Chile12 prefieran esta plataforma para explorar sus canales favoritos y encontrar nuevos programas que den rienda suelta a su imaginación. Un aspecto que también constituye una preocupación para los padres: un 73% de los niños en Chile accede a Internet con la supervisión de un adulto13.

Una app a la medida de los más chicos

Considerando el desarrollo de esta generación digital, sus necesidades y preferencias es que nace YouTube Kids, una nueva aplicación pensada para resolver las demandas de video online de padres e hijos. “Desde Google, observamos que nuestros usuarios buscaban cada vez más contenidos para la familia en YouTube. Por eso, pensamos que YouTube Kids sería una solución que podría ofrecerles una experiencia más segura y adaptada a las necesidades de los chicos”, explica Antoine Torres, líder de YouTube Kids para Latinoamérica.

[[inline-video-1]]

La aplicación de descarga gratuita ya supera las 30 mil millones de vistas y recibe 8 millones de usuarios semanales en todo el mundo. Pensada para niños de 2 a 8 años, fue diseñada especialmente para dispositivos móviles y ofrece videos previamente filtrados, divididos en distintas categorías (Espectáculos, Música, Aprendizaje y Explorar), respondiendo a las necesidades de la Generación Touch con una amplia selección de contenido, ofreciendo también interactividad con videos 360º y funcionalidades novedosas como la búsqueda por voz. En lo que respecta a Latinoamérica, se trata de la segunda región con más descargas después de Estados Unidos, encontrándose disponible para los usuarios en Argentina, Chile, Colombia, México y Perú. Un verdadero alivio para los padres latinoamericanos preocupados del tipo de contenido al que acceden sus hijos desde la Internet.

Además de ofrecer contenido automáticamente filtrado para los más pequeños, incluyendo lanzamientos exclusivos como la cuarta temporada de Pocoyo, el estreno de Hana Zuki o la primera serie del Reino Infantil, la aplicación también brinda una solución para los adultos que buscan alternativas entretenidas y didácticas para estimular a sus hijos, aprovechando su afinidad con las nuevas tecnologías y la interactividad del video online. La plataforma cuenta con un exclusivo diseño pensado para los pequeños y sistema de control parental, para personalizar todavía más la experiencia de cada familia. Así, el sistema permite definir el tiempo de uso, restringir las búsquedas, incorporar una contraseña de acceso, así como configurar el rango de edad de los contenidos disponibles. “La familia tiene un rol fundamental sobre el uso que los chicos hacen de las nuevas plataformas tecnológicas y su educación digital”, destaca Torres “por eso queremos que YouTube Kids tenga opciones de personalización para que cada familia pueda adaptar su uso al que piensan adecuado para sus hijos“.

YouTube Kids representa también una nueva forma para las marcas de conectar con la audiencia familiar en sus micro-momentos de intención: ya sea desde el celular, la tableta, o la Smart TV (YouTube Kids anunció un nuevo convenio con Samsung, LG y Sony). Considerando la naturaleza de la app, todos los anuncios exhibidos en este formato contemplan políticas especiales, asegurando que todos los contenidos que muestra la plataforma sean aptos para todo público.

Una audiencia valiosa e interesada que encuentra en la pantalla siempre disponible de YouTube el contenido que quiere ver en una modalidad on-demand. YouTube Kids no sólo representa una ayuda para los adultos que se ven enfrentados a las inagotables demandas de entretención de los más pequeños, sino que proporciona una solución más segura y confiable a las necesidades de contenido de grandes y chicos.

Fuentes
1 TGI Net y Kidbox, Base: hogares con acceso a Internet, Argentina, 2013.
2 DANE y TGI Net, Colombia, 2016.
3 AMIPCI, Estudio sobre los hábitos de los usuarios de Internet, México, 2014.
4, 12, 13 VTR Internet Segura, Chile, 2015.
5 TGI Net, Base: hogares con niños entre 0 y 11 años, México, Argentina y Colombia.
6 Ibope, Base: ratings promedio de 24 horas de los 5 canales de televisión abierta por mes en los casos de niños de 4 a 11 años, Colombia, México y Argentina.
7 Influence Central, Estudio sobre el aprendizaje de los niños, Estados Unidos, 2016.
8 Ofcom, “Niños y padres: reporte del uso de los medios y sus actitudes”, Gran Bretaña, noviembre 2016.
9 Business Bureau, Manifiesto de Nuevos Medios Kids, Base: niños entre 3 y 14 años, México, Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Perú.
10 Google, Encuesta del consumidor, Base: padres con hijos que usan YouTube Kids, Chile, diciembre 2015.
11 IFT, Estudio sobre el consumo de contenidos audiovisuales, México.