Generación Z: cómo conectar con los internautas más jóvenes a través de YouTube

Los millennials lentamente pierden protagonismo y una nueva audiencia empieza a llevarse todas las miradas: la generación Z. Según diversos estudios, se trata de la más grande y diversa de la historia y todo indica que, durante las próximas décadas, seguirán ganando importancia. Por este motivo, hoy más que nunca, los especialistas en marketing necesitan comprender cómo se comportan y qué es lo que les gusta.

Entender a la generación Z, también conocida como teens, se convierte en una oportunidad para las marcas interesadas en transmitir sus mensajes a los internautas más jóvenes. Y es YouTube el lugar perfecto para llevar a cabo esta tarea.

Las cifras dan cuenta de esta realidad: el 75% de los latinoamericanos de la generación precedente a los millennials visitan varias veces al día la plataforma de video, desde diferentes dispositivos1. Por eso, a principios de este año nos propusimos comprender en profundidad el comportamiento de los teens a través de la pantalla de YouTube.

El objetivo fue descubrir por qué los adolescentes recurren a la plataforma de video on demand, qué tipo de contenido miran y cómo este los ayuda en su vida cotidiana. Para responder a estas preguntas realizamos una investigación cuantitativa de gran alcance.

A continuación, repasamos tres de nuestras conclusiones principales.

YouTube, una plataforma de aprendizaje para la generación Z

Con frecuencia suele pensarse que los jóvenes solo se preocupan por el presente. Pero, para nuestra sorpresa, el estudio reveló que los miembros de la generación Z recurren a la plataforma de video online para obtener ayuda a la hora de planificar sus próximos pasos.

Generación Z Visual 1

Tanto es así que casi el 80% de los teens latinoamericanos aseguran que YouTube es el primer lugar al que acuden cuando quieren aprender algo nuevo o saber más sobre algún tema1, y casi el 90% asegura que ve videos de educación y tutoriales en este canal cuando busca desarrollar o mejorar sus habilidades1.

Además, más del 75% de los latinoamericanos de esta generación afirman que YouTube tiene el contenido que quieren ver y que no encuentran en otros lugares. Un ejemplo de esto son los videos Study with Me, donde los internautas se filman con el objetivo de estimular la concentración y combatir la soledad mientras estudian.

De la mano de este género, cada vez más popular en la plataforma, los adolescentes encuentran del otro lado de la pantalla compañeros de estudio virtuales. Este caso en particular demuestra cómo la generación Z es capaz de darle vida a un formato de video a su medida para resolver dos necesidades en una: aprender algo nuevo; pero, al mismo tiempo, conectar con otras personas en su misma situación.

Un oasis de relajación para los teens

Por la intensa carga horaria propia de las personas de su edad, la vida de los miembros de la generación Z también puede resultar agobiante. Cuando no están haciendo tareas escolares o estudiando para rendir exámenes se encuentran ocupados con actividades extracurriculares o relacionándose con otros.

Por este motivo se entiende mejor que YouTube se convierta en el canal donde los teens encuentran lo que están buscando para olvidar, por algunas horas, las preocupaciones cotidianas. Sin ir más lejos, el 75% de los miembros de la generación Z de la región afirman que ven videos en la plataforma para disfrutar de momentos de diversión y descanso1, y más del 70% asegura que en el último año la plataforma lo ayudó a relajarse.1

Generación Z

En este escenario, los especialistas en marketing tienen la posibilidad de aprovechar los momentos en los que los adolescentes ingresan a YouTube –con el fin de desconectarse del estrés que implica crecer– para hacerles llegar mensajes relevantes acerca de sus marcas.  

El video online como puente para conectar con otras generaciones  

Cuando están solos los  internautas recurren al video online para entretenerse y resolver  necesidades en su día a día, pero este formato también puede convertirse en el puntapié de una poderosa experiencia social. El contenido de YouTube no solo ayuda a los teens a conectarse entre ellos, sino también a relacionarse y profundizar sus vínculos con otras generaciones.

En un mundo cada vez más conectado, los adolescentes encuentran en el video online un nuevo formato para comunicarse y profundizar las relaciones con sus padres y otros familiares adultos.  

En este contexto, su comportamiento en la plataforma de videos abre, sin dudas, una nueva ventana de oportunidades para las marcas. Pero, para poder aprovecharla al máximo, los especialistas en marketing tienen que tomarse el tiempo necesario para comprender en profundidad los hábitos de los teens.

Asumir que esta nueva generación de adolescentes es diferente de la anterior puede ser tentador. Sin embargo, los jóvenes de hoy se enfrentan a las mismas situaciones de crecimiento hacia la adultez que también atravesaron los millennials, los miembros de la generación X y los baby-boomers. Lo que los diferencia de sus antecesores es, principalmente, la forma en que se expresan debido a la tecnología que tienen a su alcance desde su nacimiento.

Al igual que los adolescentes de otras épocas, los miembros de la generación Z buscan maneras de escapar del estrés de su vida cotidiana y prepararse para el futuro. En YouTube encuentran contenido que los ayuda a resolver estas dos necesidades a la vez. Por eso, las marcas que busquen conectarse con ellos deberán hablar su mismo idioma y ayudarlos a afrontar ambos desafíos con éxito.

Video online: la mitad de Latinoamérica recurre a YouTube antes de comprar