YouTube mueve grandes historias, YouTube da voz a quien no tiene voz. Manal al-Sharif, una mujer que ha liderado un gran movimiento por el cambio social: un video de 8 minutos en YouTube, un gran Tabú, 700.000 visionados en un día, abriendo un debate internacional sobre los derechos humanos. Cómo cambió su historia personal. Cómo cambió el curso de los derechos de las mujeres en su país.

Manal al-Sharif fue arrestada en Mayo del 2011. Su delito: postear un vídeo conduciendo en un país, donde a las mujeres no se les permite conducir. El video fue el inicio de un gran movimiento social Women2Drive. El video de 8 minutos en YouTube, consiguió 700.000 visualizaciones en dos días, y fue trending topic a nivel internacional.

“YouTube es la red social más visitada en Arabia Saudí, ya que se consumen 90 millones de vídeos al día”. Por esta razón, Manal al-Sharif era consciente de que “subir el vídeo a esta plataforma iba a poner la situación que las mujeres viven en mi país en el punto de mira”, ya que la prohibición de conducir es solo un ejemplo más de la lista de cosas que una mujer no puede hacer en ese país. “Aún estoy impresionada de lo impactante que fue el mensaje. Una nueva realidad fue posible porque finalmente tenía un podium donde alzar mi voz”

La repercusión fue inmediata y masiva: 700.000 personas alrededor del mundo vieron el vídeo de Manal al-Sharif horas después de subirse a YouTube, llegando a alcanzar millones de reproducciones en pocos días. El efecto que tuvo el vídeo de Manal al-Sharif es un ejemplo de la rapidez, repercusión y dinamismo que ofrece YouTube, poniendo de manifiesto la posibilidad de llegar a un público antes impensado, superando fronteras internacionales e impactando a una audiencia a la que, con los medios tradicionales no se podría haber llegado.

A pesar de la dureza del gobierno, las consecuencias de la acción de Manal al-Sharif a nivel local y global aún están patentes y el movimiento se ha considerado como una de las más amplias revoluciones y protestas en el mundo árabe de los últimos tiempos, mientras que Manal al-Sharif está entre las 100 personas más influyentes según la revista Time.

La mujeres tienen el derecho de conducir su propia vida

Manal al-Sharif

“Mi arresto impactó también en la sociedad saudí, incluso en aquellos que compartían la ideología de la monarquía”. Gracias a ello, el movimiento Woman2Drive, cobró fuerza y las mujeres saudíes comenzaron a seguir el ejemplo de Manal y a subir vídeos de ellas mismas conduciendo para continuar con su lucha individual por los derechos de las mujeres en YouTube.

“El problema de las leyes es que te las acabas creyendo, hasta que un día te das cuenta de que cuanto más sigues las normas, más infeliz eres y de que no es Dios quien te prohíbe conducir, sino el gobierno", señala.

En este sentido, Manal al-Sharif apuntó a la importancia que tiene YouTube en países como Arabia Saudí, “donde el gobierno controla los medios de comunicación y donde las redes sociales se convierten en nuestra voz, nuestro podio”, pues tienen la capacidad de concienciar a una sociedad global y hacer llegar mensajes como que las mujeres tienen el derecho de conducir su propia vida, censurados en algunos lugares. “No hablamos de derechos de las mujeres. Hablamos de derechos humanos”. Un claro ejemplo de cómo YouTube es capaz de mover el mundo.