Reflexionar, conectar y aprender: las nuevas utilidades del contenido de vídeo

Kim Gardner, Gina Shalavi / Febrero de 2020 / Vídeo

Durante décadas, los espectadores han recurrido a la tele para satisfacer necesidades muy distintas: entretenerse, adentrarse en otros mundos y estar al día de las noticias y los eventos culturales. Ahora que el vídeo online está en auge y los usuarios pueden elegir entre muchos tipos de contenido que pueden ver en cualquier momento y lugar, ¿cómo han cambiado esas necesidades si es que lo han hecho?

Esa es la pregunta que intentamos responder con el nuevo estudio que llevamos a cabo en colaboración con Omnicom Media Group.1 Hemos descubierto que los consumidores recurren a contenido generado por usuarios en formato corto para satisfacer necesidades que nunca antes se habían asociado con el vídeo: reflexionar, conectar y aprender.

A continuación te contamos cómo se reflejan esas necesidades en YouTube, la mayor biblioteca de contenido generado por usuarios en formato corto.

Reflexionar

Los consumidores entienden la televisión como una forma de escapar, sumergirse en otro mundo y vivir por un momento las experiencias de sus personajes de ficción favoritos. En cambio, en YouTube, y especialmente con el contenido generado por usuarios en formato corto, hemos observado que los usuarios eligen vídeos que les ayudan a reflexionar sobre sus vidas más profundamente.

De hecho, 1 de cada 2 usuarios afirma que busca contenido que le ofrezca nuevas perspectivas de su vida.2 En otras palabras: estos usuarios pretenden dar sentido al tiempo que dedican a ver vídeos.

Reflexionar, conectar y aprender: las nuevas utilidades del contenido de vídeo

Una de las manifestaciones de este comportamiento en YouTube queda plasmada en el aumento de las búsquedas de vídeos sobre hábitos de oración, un nuevo formato de contenido generado por usuarios muy popular en la comunidad cristiana. En estos vídeos, los creadores enseñan a otros usuarios cómo estudian la Biblia para que puedan reflexionar sobre su vida junto con otros espectadores que comparten sus creencias y experiencias. El año pasado, el tiempo de visualización de los vídeos relacionados con los momentos de oración creció un 80 % con respecto al año anterior.3

Conectar

Aunque es fácil pensar que sentarse delante de una pantalla es aislarse, muchas personas lo hacen para crear conexiones con otros a través del vídeo online. De hecho, el 51 % de los usuarios dice que siente la necesidad de conectar con los demás y entenderlos mejor a través de los vídeos, por lo que convierten una actividad aparentemente pasiva en otra social y muy satisfactoria.4

Reflexionar, conectar y aprender: las nuevas utilidades del contenido de vídeo

Esta necesidad de conectar con otros miembros de una comunidad con ideas afines se refleja en las subidas de vídeos de YouTube que cuentan cómo es un día en la vida de alguien. Este año, los creadores han subido más de 50.000 vídeos que incluyen las palabras "day in the life" (un día en la vida) en el título.5 En estos vídeos, personas de todo tipo, como estudiantes universitarios o famosos, comparten su día a día. El vídeo permite a los usuarios explorar otros mundos y conectar con los demás, ya sea para profundizar en un tema que les parece interesante o simplemente para conocer a otras personas con inquietudes similares.

Aprender

Los vídeos online se han convertido en una herramienta fundamental para profundizar en una amplia variedad de intereses. Por eso, 4 de cada 5 personas dicen que el vídeo digital les ayuda a aprender cosas nuevas.6

Esta pasión por el aprendizaje se manifiesta de forma muy peculiar en PlantTube, una comunidad cada vez más grande de creadores de YouTube que publican vídeos con consejos sobre el cuidado de plantas, muestran sus nuevas adquisiciones y ofrecen recorridos informativos a su multitud de seguidores aficionados a la jardinería.

Las visualizaciones diarias de vídeos relacionados con las plantas de interior aumentaron más de un 60 % el año pasado en YouTube,7 gracias a creadores como Summer Rayne Oakes, abanderados de esta fructífera comunidad de horticultores caseros.

Implicaciones para los profesionales del marketing

El contenido generado por usuarios en formato corto está sirviendo a los consumidores para satisfacer sus necesidades personales, ya sean reflexionar, conectar o aprender. Para los equipos de marketing, este hecho representa una gran oportunidad para crear contenido que atienda a estos anhelos y necesidades.

También es importante tener en cuenta el ánimo de los usuarios en el momento que buscan diferentes tipos de vídeos. ¿Qué llamará la atención de alguien que quiere aprender algo nuevo o conectar con el mundo que le rodea? Estas cuestiones pueden resultar interesantes a la hora de elaborar informes, plantear estrategias y desarrollar creatividades.

El poder de la Generación C: cómo conectar con tus mejores clientes